lunes, 14 de noviembre de 2016

CÓMO ESCRIBIR UNA NOVELA: RECURSOS MATERIALES

Siguiendo con la planificación de nuestro proyecto, es necesario ver los materiales con los que contaríamos para llevarlo a cabo o aquellos de los que será necesario proveerse de un modo u otro. Estos serán los medios físicos concretos que nos ayudarán a conseguir determinado objetivo. Algunos de estos materiales pueden tener una duración o vida útil más o menos larga o permitir su reutilización en otros proyectos (por ejemplo instalaciones, vehículos, televisor, proyector, ordenadores) y otros, denominados fungibles, que serán de un uso más limitado o con una duración o aprovechamiento menor (cartuchos de tinta, bolígrafos, folios). En determinados proyectos, la adquisición de estos materiales es lo que realmente podría disparar el coste de nuestro proyecto, por ello es necesario optimizar su uso o aprovechamiento y prever en nuestro presupuesto no sólo su adquisición, sino el coste de mantenimiento que estos materiales pueden implicar (seguros, gasolina, recibos de luz, agua o teléfono…)
En el caso de nuestro proyecto, escribir una novela, podemos necesitar en primera instancia un ordenador, que obviamente irá conectado a la red eléctrica para funcionar. Igualmente necesitaremos el software para llevar a cabo nuestra tarea de escribir, corregir o traducir textos, u otro software para diseñar los elementos gráficos como la portada o alguna ilustración que pueda contener el libro y para su maquetación. También podemos necesitar una conexión a Internet o un carnet de acceso a una biblioteca para acceder a la información necesaria que nos sirva en el desarrollo de los personajes, lugares o trama. Además será necesario disponer de algún medio con el que tomar notas de manera ágil, como una libreta y un bolígrafo o un teléfono móvil. No debemos olvidar que será necesario disponer de un espacio en el que poder llevar a cabo la tarea, como una habitación o despacho, con su correspondiente mesa, silla y sistema de iluminación. Si es necesario realizar un curso de formación que nos ayude en la tarea de escribir, también requerirá sus correspondientes materiales como libros de texto, cuadernos, lápices, formulario de matrícula… además de los desplazamientos necesarios para asistir a las clases o la conexión a Internet si se trata de un curso on-line.
Escrita ya nuestra novela y llegado el momento de imprimir, será necesario contar con una impresora, folios y encuadernadora o podemos delegar esta parte en una imprenta. Con nuestra novela acabada e impresa, seguramente también nos tendremos que desplazar en coche, autobús metro o tranvía para presentarla a una editorial, para registrarla en el registro de la propiedad intelectual o para llevarla a la oficina de correos y enviarla a la convocatoria de un concurso, en cuyo caso también sería necesario su correspondiente sobre.
Con todo esto, ya tendremos un inventariado de los recursos materiales necesarios para llevar a cabo nuestro proyecto y nos permitirá sacar un cálculo de los costes necesarios que deberá reflejarse en el apartado de “presupuesto”.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

© Daniel Balaguer